Crimen y Seguridad en Guatemala

En Guatemala, recientemente ha habido mucha discusión sobre el crimen y la seguridad, principalmente en relación con el flujo de niños desde Centroamérica a Estados Unidos. Queremos lidiar con este problema de la forma más honesta y directa posible.

Mientras mejor entienda la situación en Guatemala, estará aún más cómodo viajando a este hermoso país. Guatemala es un fantástico país que tiene mucho que ofrecer a los visitantes extranjeros. Sin embargo, sí tiene crimen y violencia. La mayoría del crimen no está dirigido a los turistas, por lo que si visita los lugares indicatos y se apoya en el sentido común, sus probabilidades de ser víctima son bastante bajas.

La Situación Actual

En el año 2014, hubo un gran aumento en el número de niños refugiados camino a Estados Unidos desde Guatemala, Honduras, y El Salvador. El debate sobre las causas de este fenómeno migratorio está ampliamente documentado en los medios; tan sólo busque por "refugiados Centroamericanos" en Google y encontrará una considerable cantidad de información, de la cual algunas fuentes son útiles y otras no tanto.

Ha sido reportado que éstos niños huyen de la violencia, las pandillas, y de la pobreza extrema. Por un lado, esto es cierto; las tasas de violencia y pobreza en Guatemala son más altas que muchas otras partes del mundo. En algunas partes el peligro es bastante real, especialmente en las zonas fronterizas donde la actividad entre pandillas es alta. Esto definitivamente ha conducido a un incremento significativo de la emigración de Guatemala a Estados Unidos. No obstante, los medios de comunicación tienden a optar por el sensacionalismo y hacer creer que viajar a Guatemala es más peligroso de lo que realmente es. Si usted es listo y conoce a dónde ir y qué hacer, estará bien.

Aún así, queremos abordar los hechos y brindarle una idea más clara de cómo es Guatemala. A como podrá ver más abajo, la situación es compleja y tiene sus raíces en el colonialismo español, las dictaduras militares, y en la Guerra Civil Guatemalteca. Hoy en día las circunstancias están comenzando a cambiar, pero aún queda mucho por hacer. Los viajeros deberían estar al tanto de los problemas que el país enfrenta, pero definitivamente no deben tener miedo de visitar. Hay muchas maneras de viajar de forma segura en Guatemala.

Un Retrato del Pasado

Guatemala posee una amarga historia, especialmente durante los últimos cien años. Han habido revoluciones, guerras civiles, gobiernos militares, y sangrientos levantamientos. En las últimas décadas se ha visto una creciente estabilidad, tanto en el gobierno como en la sociedad, sin embargo Guatemala sigue careciendo de paz duradera que otros países, como Costa Rica, han disfrutado.

La Guerra Civil Guatemalteca de 36 años, la cual se desarrolló desde el año 1960 al año 1996, sin duda alguna tuvo un enorme impacto en el país. Toda una generación de personas fueron testigos de violencia, ejecuciones extrajudiciales, genocidio indígena, y desapariciones forzadas. La situación ha cambiado radicalmente, pero los persistentes efectos de la guerra civil aún permanecen hoy en día.

Además, Guatemala también careció de unas autoridades policiales que cumpliaran la ley por gran parte del siglo XX. Desde la década de 1960 hasta la década de 1990, el ejército constituyó la fuerza política dominante en Guatemala y empleó tácticas violentas para reprimir la insurrección. La violencia política era común, especialmente durante la campaña gubernamental de tierra quemada a inicios de la década de 1980. En este sentido, el estado de derecho en Guatemala ha sido corrupto y despiadado; probablemente, esto a conducido a una sociedad que tiene poca fé en el cumplimiento de la ley y que está moderadamente acostumbrada a la violencia.

Crimen y Pobreza en Guatemala

Entre 1967 y 1980, aproximadamente 109.000 Guatemaltecos migraron a Estados Unidos, esto se debe principalmente debido a un clima político hostil y a un enorme terremoto que azotó al país en el año 1967. Desde entonces, el número de inmigrantes ha sido constante, con alrededor de 40.000 Guatemaltecos llegando a Estados Unidos cada año. Hoy en día, muchos de los inmigrantes son niños que huyen no sólo de Guatemala, pero de El Salvador y Honduras también. Además, no sólo están migrando a Estados Unidos; otros países de Centroamérica han tenido un incremento del 712 porciento en solicitudes de asilo desde el año 2008 al 2013.

En el año 2013, Honduras, El Salvador, y Guatemala fueron de los países más peligrosos en el mundo. La ONU encontró que Honduras tuvo la tasa de homicidios per cápita más alta del mundo, con 90.4 homicidios por cada 100.000 personas. El Salvador tuvo el cuarto lugar, con una tasa de 41.2 homicidios por cada 100.000 personas, y Guatemala ocupó el quinto lugar, con una tasa de 39.9 homicidios por 100.000 habitantes. En comparación, Costa Rica tuvo alrededor de 8.5 homicidios por cada 100.000 habitantes y Panamá tuvo 17.2 homicidios por cada 100.000 personas.

En Guatemala, los homicidios frecuentemente están relacionados con la problemática de las pandillas y se dan en las zonas fronterizas con México. Esta área alberga al Cartel Mexicano Zeta, el cual se trasladó a ciertas partes rurales de Guatemala tras el incremento en las campañas mexicanas en contra de los carteles de drogas. El crimen alrededor de la frontera a menudo es cometido por pandillas transnacionales y demás organizaciones criminales internacionales. No es de extrañar que los niños guatemaltecos estén huyendo de las áreas en donde estas pandillas están presentes.

La Agencia de la ONU para los Refugiados (UNHCR) encontró que de 404 niños que huyeron de Latinoamérica, alrededor del 58 porciento requirieron de "necesidades de protección internacional". A pesar de amplios esfuerzos para mejorar, la fuerza policial guatemalteca no es muy efectiva. La Policía Nacional Civil (PNC) ha sido sujeta regularmente a acusaciones de corrupción e ineficiencia; incluso algunos agentes son sospechosos de haber ayudado en robos de carretera y tráfico de drogas. Actualmente en Guatemala, las fuerzas de seguridad privada superan en número a los oficiales de policía; por cada oficial de policía, hay cuatro oficiales privados.

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de los Estados Unidos recientemente publicó una infografía que detalla los puntos de origen de 35.000 niños inmigrantes que fueron detenidos entre el primero de octubre y el 14 de mayo del 2014. Asimismo, se informó que: "muchos niños guatemaltecos vienen de áreas rurales, lo que indica que probablemente estén buscando oportunidades económicas en EE.UU". Por otra parte, se indicó que: "los niños salvadoreños y hondureños, provienen de regiones extremadamente violentas en donde probablemente prefieren arriesgar sus vidas viajando por sí sólos a Estados Unidos que quedarse en casa". Por lo tanto, es más probable que los niños guatemaltecos sean refugiados por razones económicas que los niños de El Salvador u Honduras.

Aproximadamente un 29,1 porciento de guatemaltecos viven en extrema pobreza y un 54,8 porciento viven en medio de la pobreza; muchos sobreviven con menos de $2 diarios. Además, la brecha socioeconómica entre los ricos y los pobres también es bastante grande; el 10 porciento de la población más adinerada gana la mitad de todos los ingresos, mientras que el 20 porciento más adinerado gana dos tercios de los ingresos totales. Asimismo, el Banco Mundial reportó que: "apenas el 2,5 porciento de las granjas de Guatemala controlan el 65 porciento de la tierra agrícola, mientras que el 88 porciento de las granjas controlan solamente un 16 porciento de las tierras". Por lo tanto, es bastante evidente que hay una gran desigualdad en la posesión de tierras también.

Las condiciones económicas pobres proporcionan tierra fértil para las organizaciones criminales. Conforme las pandillas transnacionales se trasladan a los pueblos rurales, los residentes locales se ven tentados u obligados a unirse a estas pandillas. Aquellos que no se unan, indudablemente tendrán escaso espacio de maniobra.

Actualmente Guatemala tiene la economía más grande de todo Centroamérica. En el año 2013, el PIB de Guatemala fue de $81,5 billones, teniendo un significante incremento del PIB de $78,9 billones con respecto al año anterior. Conforme la economía guatemalteca sigue creciendo, se tiene esperanza en que el crimen vaya disminuyendo.

Con mejores gobiernos y un cumplimiento de la ley más confiable, la situación está mejorando, especialmente en áreas que son frecuentadas por turistas. El gobierno se ha dado cuenta del gran impacto que el turismo puede tener en la economía; de acuerdo a las estadísticas del gobierno, 1,7 millones de visitantes llegaron a Guatemala en el año 2013, a diferencia de 826.000 en el año 2000. De los países Centroamericanos, sólo Costa Rica recibe más visitantes.

Crimen y Turismo

En Guatemala se puede ver crimen y violencia, y no se puede ignorar el hecho de que Guatemala posee un alto índice de homicidio. No obstante, estas estadísticas fallan en representar al país entero; la tasa de homicidio es considerablemente más elevada en las áreas infestadas por pandillas que en los destinos turísticos.

Además, usted podrá encontrar ciudades en Estados Unidos con índices comparables – y de hecho, más elevados – de homicidio. De acuerdo al Centro de Investigaciones Pew en el año 2012, Flint, Muchigan tuvo una tasa de homicidio de 62 por cada 100 000 personas; Detroit tuvo un índice de 54,6 homicidios por cada 100 000 personas; y Nueva Orleans tuvo un índice de homicidio de 53,2 por cada 100 000 personas. Dicho de otro modo, hay ciertos lugares en Estados Unidos que son igual de peligrosos que cualquier parte de Guatemala.

En Guatemala, los turistas no tienden a experimentar crímenes violentos; el tipo de crimen más común reportado por turistas es el hurto y el robo a mano armada. El arrebatamiento de carteras/billeteras y el carterismo se da frecuentemente en áreas populares, ciudades principales, y en los mercados concurridos. Estos crímenes podrían ser intentos descarados de robo, o podrían involucrar un planeamiento más elaborado. Por ejemplo, dos personas podrían acercarse a usted; uno le hace una pergunta, mientras que el otro le arrebata su bolso y se va corriendo. Mientras se encuentre en público, manténgase alerta de sus alrededores y tenga cuidado con cualquier persona que se le acerque.

En Guatemala también se puede dar el secuestro de vehículos y el robo en buses. Los ladrones armados a veces atacan buses públicos de bajo precio; por esta razón, se recomienda optar por los autobuses privados o buses de redes interurbanas en la medida de lo posible. Es más probable que los ladrones asalten carros o buses en carreteras rurales que en la ciudad, y usualmente atacan durante la noche. No obstante, algunos autobuses han sido robados a lo largo de rutas turísticas bastante concurridas.

Los turistas pueden ser vulnerables en algunos caminos de áreas aisladas, incluyendo aquellas alrededor del Lago Atitlán y el Volcán de Agua. En otras áreas, como Tikal y el Cerro de La Cruz en Antigua, la Policía Turística (Politur) está presente para proteger a los viajeros; esto definitivamente ha ayudado a que éstos lugares sean mucho más seguros.

Sin embargo, es importante tomar en cuenta que a pesar de que la mayoría del crimen violento no involucra a los extranjeros, los asesinatos, secuestros, y violaciones de turistas sí han ocurrido. Usted debe tener una buena noción de la situación actual antes de andar deambulando inconscientemente a través del país. Hay muchas cosas que puede hacer para protegerse a usted mismo y a sus pertenencias.

Recomendaciones

Durante su viaje en Guatemala, es imposible eliminar por completo el riesgo de crimen o robo. Sin embargo, siguiendo una serie de normas y permaneciendo siempre alerta, usted podrá reducir enormemente la posibilidad de convertirse en una víctima.

  • Evite exhibir en público cualquier artículo de valor; como cámaras modernas, bolsos, relojes, computadoras portátiles, iPods, joyería, e incluso teléfonos celulares. Los hoteles a menudo disponen de una caja de seguridad disponible en donde usted puede guardar estos artículos. En caso de que su hotel no tenga una caja de seguridad, esconda sus artículos de valor en varios lugares por medio de su equipaje bajo llave. Asegúrese de llevar candados para proteger su equipaje en hoteles o en autobuses.

  • No ande mucho dinero con usted; sólo disponga de la cantidad de dinero que necesitará en un día.

  • No deambule por todas partes con su pasaporte. Imprima algunas fotocopias del mismo en casa y ande una de estas con usted durante sus excursiones. Guarde su pasaporte verdadero en una caja de seguridad en su hotel.

  • Manténgase alerta cuando esté utilizando un cajero automático. Han habido estafas en el pasado, por lo que es mejor que no acepte ayuda de algún extraño mientras se encuentre utilizando uno.

  • Las mujeres deben tener cuidado al viajar por sí solas. Intente no caminar por sí sola en la noche; si necesita regresar a su hotel de un bar o restaurante, lo ideal sería tomar un taxi. Asimismo, siempre es recomendable viajar con un amigo.

  • No camine solo. Para reducir la probabilidad de robo, camine en grupos o con un guía. También es buena idea decirle a alguien en el hotel hacia dónde se dirige antes de salir por una caminata.

  • Cuando viaje en buses, mantenga sus artículos de valor con usted si el equipaje ha sido colocado debajo del bus.

  • No lleve artículos de valor a las playas, esto podría tentar a los ladrones mientras esté en el agua.

  • En caso de que sea asaltado, no se resista. Entregue a los ladrones cualquier cosa que deseen y no provoque una pelea. Han habido muchas personas que han sido asesinadas por no querer entregar artículos de valor o dinero. Los asaltantes podrían tener armas y podrían usarlas en caso de que se resista. Es mucho mejor perder su billetera a perder su vida.

  • Mientras viaja en Guatemala, manténgase cerca de lugares amigables para el turista. Han ocurrido crímenes en algunas partes de Ciudad Guatemala que una vez fueron cosideradas seguras, incluyendo las Zonas 10, 14, y 15. La frontera con México es bastante peligrosa debido a las drogas y al contrabando de personas — esto incluye al Parque nacional Laguna del Tigre y al Parque Nacional Sierra de Lacandón, de los cuales ambos se encuentran en la esquina noroeste de Petén.

A Dónde Ir

A pesar de que es cierto que algunas partes de Guatemala no son seguras para los turistas, hay una gran lista de lugares que son perfectamente adecuados para visitar. Estos son algunos de los destinos más populares e interesantes del país. Las siguientes ciudades están acostumbradas a albergar extranjeros y a trabajar duro para asegurar un ambiente hospitalario y seguro; después de todo, su sustento depende de ello.

Antigua es una de las ciudades más encantadoras de Guatemala. Ubicada en medio del Altiplano Central no muy lejos de Ciudad Guatemala, está completamente llena de historia y cultura. Aquí, usted tendrá la oportunidad de visitar iglesias del siglo XVII, hacer tours en museos arqueológicos, y cenar en restaurantes modernos. La ciudad está acompañada de tres volcanes, los cuales ofrecen hermosas áreas para practicar senderismo, andar en bicicleta, y montar a caballo.

El Altiplano Occidental alberga un gran número de destinos amigables con el viajero. El Lago Atitlán, llamado por Aldous Huxley como "el lago más hermoso del mundo", es muy pintoresco y se encuentra rodeado por volcanes y maravillosos pueblos Mayas. Es un gran y divertido lugar para experimentar la cultura tradicional Maya, explorar el aire libre, o simplemente disfrutar de los hermosos panoramas.

El Altiplano Occidental también es hogar de Chichicastenango y Quetzaltenango. Chichicastenango es una pequeña y hermosa ciudad con un fascinante mercado al aire libre. Este mercado es un gran lugar para comprar artesanías de alta calidad y apreciar a los locales festejar junto con los extranjeros en medio del mercado. Asimismo, en las gradas de la cercana Iglesia de Santo Tomás, usted podrá observar a personas indígenas rezando y recitando cánticos.

Quetzaltenango (también conocido como "Xela") es la segunda ciudad más grande de Guatemala. Se le siente una cierta vibra cosmopolita y es un punto clave para las ONGs y las escuelas de idiomas. Aquí usted podrá hacer tours en museos de arte moderno, visitar templos neoclásicos, y degustar algo de la cocina del Medio Oriente. Además, también podrá encontrar lugares para hacer caminatas o escalar justo afuera de la ciudad.

Ubicado en medio de la región de Petén, el Lago Petén Itzá es el hogar de las ciudades gemelas de Flores y Santa Elena. Flores, la cual yace en una pequeña isla cerca de la costa del lago, esencialmente es una extensión de Santa Elena. Flores es un lindo y pintoresco pueblo en donde podrá deambular libremente, comer, y sin duda alguna tomar fotografías. Aquí usted podrá practicar kayaking o andar en bote en el lago, o hacer caminatas y apreciar la gran avifauna en la tierra firme.

Localizado a lo largo de la costa del Pacífico, la ciudad de Monterrico ofrece un turismo tranquilo que presta especial atención a las tortugas. La ciudad se ubica dentro del Biotopo Monterrico-Hawaii, una reserva natural que se extiende a lo largo de la costa y protege playas y manglares. Esta área conforma un importante sitio de anidación para las tortugas marinas oliváceas y baulas; aquí hay organizaciones que se dedican a la protección de estos fascinantes animales. En Monterrico, los viajeros podrán tener la dicha de ser testigos de las incubaciones y liberaciones de tortugas marinas bebés.

Todos estos destinos son seguros y están debidamente protegidos; están acostumbrados a recibir visitantes extranjeros y poseen un nivel de crimen bajo. Aún así, siempre es buena idea permanecer vigilante y cuidar sus pertenencias.

En Conclusión

Guatemala es un maravilloso y complicado país. Alberga las ruinas Mayas mejor preservadas del mundo y posee algunos de los trazos más grandes de selva tropical en el planeta. Su cultura es vibrante, y su historia fascinante. Sin embargo, hay algunas partes del país que aún exhiben cicatrices de un pasado problemático; incluyendo crimen, violencia, y pobreza. Estos problemas forman parte de un complejo sistema social y económico, y se espera que conforme Guatemala asciende hacia la estabilidad y la equidad, las cosas seguirán mejorando cada vez más.

Como visitante extranjero, hay ciertas áreas que debería evitar y ciertos hábitos que debería adoptar. Estar siempre atento de sus alrededores y emplear estrategias preventivas indudablemente le ayudarán a mantenerse sano y salvo mientras viaja por este país. Guatemala es un lugar único y fantástico, y sería una lástima perdérselo. Haciendo un papel de viajero inteligente y precavido, usted podrá experimentar lo mejor que Guatemala tiene para ofrecer.